lunes, 23 de marzo de 2009


El año pasado por estas fechas, nos encontrábamos con nuestro amigo Ernesto, músico y estaba terminando su carrera. Me comentabas que te encantaría venir con tu orquesta clásica al Teatro Concha Espina de Torrelavega, para mostrar vuestro trabajo en esa ciudad querida por tí y a esos colegas que te han visto tocar Rock, Blues, Jazz, Folk y no te imaginan en una orquesta. Ayer me contaron que habías conseguido esa plaza que buscabas en el conservatorio de Bilbao. Todavía conservo y custodio ese tarro de medicina de tu madre y tengo ganas de quedar con vosotros y además de dárselo, vernos y contarnos.
Eres otro ejemplo de que en Cantabria, el músico que quiere sale pero, de entrada, sale de Cantabria.
En estos días pre-primaverales en que echamos un vistazo a esos proyectos emprendidos, me vienes a la memoria y con buenos resultados en tu "viaje musical".
Bonsancá, saravá.

No hay comentarios: