lunes, 25 de agosto de 2008

EL TIEMPO NO PERDONA.

-Amigo Javi Botanz, ayer me fuí a Liérganes a dar una vueltita con Pomba y con mi cuñada Pili. Me metí en LOS PICOS y le pedí a Felipe unas cajas de cartón para guardar la viruta de la escultura de Javier Díez. Esta, se convertirá en calorcito el día de mañana. Recuerdo que te ví en la barra y me dijiste al saludarnos que estabas hablando de mí en ese momento. Ya es casualidad. Por lo visto, estabas comentando que un conocido tuyo, te acababa de contar su encuentro con un amigo que no veía hace treinta años. Aquí surge de nuevo la casualidad y es que ése conocido, era yo. Hacía diez minutos que Pomba y yo nos reencontramos con Javier, aunque primero lo hicimos con el sonido de su maza tallando al hombre pez y fué ese sonido el que nos llevó a él.

- La memoria se me disparó en imágenes y recuerdos tan "de puta madre" que las causas y evidencias de nuestro envejecimiento acelerado que por supuesto también pasearon por ése espectro, nos servían o nos confirmaba más bién, "un antaño nuestro" con ansias de LIBERTAD. Nuestros cañones disparaban ansiosas balas o bolas de respeto y libertad y nuestras trincheras les resultaron inflanqueables a esos fascistas de mierda que demostraron disponer de un gran poder putrefacto y poca inteligencia...imágenes y recuerdos de Marili, Lucía, tus padres, Genín, Paloma, Santi...la Pascana, Enrique Tierno, Madrid, Piedralaves... la noche, la música, el amor, las drogas...recuerdos de la calle, las plazas, los barrios(...de Salamanca y "marginitos", en dónde el nivel adquisitivo era corto pero la calidad de vida era colosal), nadie nos paraba los pies seguramente porque sabíamos que no hay sitios chungos... sólo personas chungas, los parques del oeste y demás "Retiros"...nuestras excursiones campestres a la sierra del Tiétar, baños y saltos en las pozas de los ríos...comidas baratas en restaurantes con cubierto, el hambre y el despilfarro...siempre lidiando entre chivatos y policías(lacra ésta que abundaba en nuestro pais cargado con un yugo de injusticias y asaeteado por flechas cargadas de un veneno letal) en una supuesta nación que sólo era de ellos, vertical y amarilla...y que apuntaban a un dios fraticida, fictício e interesado.

- Me contabas que alguien trató de limitar tu obra por una cuestión de tiempo y te costó, el que comprendiera que tu obra no se cuelga en el tiempo sino en el espacio.

-Pombiña, en ésa pulsera voy a guardar la configuración de ése círculo de mamíferos/as humanos que sólo a nosotros nos pertenece y que no reaparece sencillamente porque no se perdió nunca y aún está sensible de posible crecimiento . Te quiero.
Bonsancá, saravá.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Madre mía, tu si que escribes bien, un placer entrar en el mundo de las causalidades contigo.
Somos solo parte del espacio para que esto suceda.
Soy Javi botanz, claro.